Sabemos del gran esfuerzo que implica ponerse en forma, hacer ejercicio y/o mantener nuestra dieta o buenos hábitos en equilibrio. Uno de los grandes desafíos al respecto apunta su luz de riesgo a los fines de semana, viajes de trabajos, compromisos familiares, pero sobre todo a las vacaciones. Son las vacaciones los más tentadores escenarios para anteponer algún argumento y no ejecutar nuestra serie, o no cumplir con nuestro plan original. 

Cuando salimos solemos echarle la culpa a los escenarios, la ausencia de herramientas habituales, incluso el clima o el sentirnos ajenos forman parte de los muros frente a los cuales decimos: “no correré”, “no sudaré” o “no haré mi rutina”. Y lo mismo aplica para la alimentación, en donde solemos darnos la licencia de probar de todo, arguyendo que es algo que no haremos para siempre (“sólo esta vez, ¿cuándo más voy a probar este manjar?”, nos decimos. 

El escenario adverso ya todos lo conocemos: comemos de más y no hacemos nuestros ejercicios por 3, 5, diez días o más. Al regresar a casa, no sólo nos será más difícil recomenzar, sino que muchas veces lo haremos hasta semanas después, cuando hayamos dejado que sea aún más complicado. 

Y si bien la restricción y el régimen hiper disciplinado en torno a tu vida fit no tiene por qué ser una regla a rajatabla, estricta y sin espacio para aquello que también forma parte de tu vida (comer de todo y descansar cuando te venga en gana), lo cierto es que si lo que buscas es mantener tus rutinas más o menos estables cuando sales de tus escenarios habituales, estas apps y prácticas son para ti. Sólo necesitas tener tu MOTO a la mano.

Toma en cuenta que el continuar con tu rutina, aunque sea en tiempos y esfuerzos menos intensos o mucho más breves, de cualquier forma ayuda a que tu cuerpo no se desacostumbre y te sea mucho más sencillo retomar. Cierto, si tienes que hacer repeticiones o rutinas específicas con la ayuda de pesas o aparatos, habrá algunos que no puedas ejecutar. Sin embargo, la clave está en las alarmas. 

Prepara tu MOTO para al menos levantarte, comer y dormir a las horas en las que sueles hacerlo. Sentirás la diferencia. De igual forma, procura mantener un régimen alimenticio más o menos flexible y sustituible, en donde puedas intercambiar platos o ingredientes, independientemente de la gastronomía local. Procura mantener nutrientes completos y porciones adecuadas para no desalterar demasiado tus hábitos recientes. Tu cuerpo te lo agradecerá. 

Apps

1. 8 fit

Ejercicio y alimentación con más de 350 ejemplos y más de 400 menús para variar y diseñar el plan nutricional que más te convenga. Uno de los mayores encantos de 8 fit es su claridad gráfica y sencillez de uso, permitiendo seguir sus rutinas de forma prácticamente intuitiva. Si eres entusiasta fit podrás ir de menos a más, de la mano de profesionales del deporte y la nutrición. 

2. Freeletics

Una de las más completas en su tipo: ejercicios, entrenamiento físico, tips de nutrición y objetivos bien trazados. ¿Buscas aumentar de volumen, quemar grasa o mantenerte en balance? Esta es la app, gracias a la implementación de una inteligencia artificial cual entrenador, la cual irá adaptando las sugerencias de ejercicios según tus preferencias, poniendo nuevos retos y niveles.


3. Google Fit

Google no se cansa de concentrar información detallada y convertirla en poderosas herramientas para nuestra vida diaria, sin importar en dónde estemos. Comprendida como un ecosistema amplio de salud ya instalado de forma previa en la gran mayoría de los dispositivos Android, en Google Fit podemos registrar todas tanto registros deportivos como algunos datos de salud, teniendo la ventaja de poder vincularse con aplicaciones de terceros para obtener datos de todo tipo de dispositivos. 


4. Runtastic

No hay corredor ni biker digital del mundo moderno sin Runtastic, una de las aplicaciones más precisas, intuitivas y completas para registrar el movimiento a pie, corriendo, trotando o en las distintas modalidades de ciclismo. Velocidad promedio, tiempo, calorías quemadas, así como resistencia y comportamiento por intervalos son tan sólo algunos de los diversos valores que esta hoy icónica app pone a nuestra marca en su versión gratuita, con una opción de paga aún más sorprendente y accesible. 


5. Daily Yoga

Estiramientos, desafíos, desplantes y posiciones. Aplicaciones para yoga hay muchas, pero pocas tan completas y profesionales como ésta, que nos ayuda a hacer rutinas en el bosque, la playa, la habitación del hotel u otro lado. Daily Yoga comprende 40 sesiones diferentes con más de 300 posiciones y hasta 18 tipos de música diferentes para ejecutarlas.